Rebelión en la granja, ¿neta Peje?

Hace algunos días escuché al Peje en uno de sus spots que mencionaba que muy pronto habría una rebelión en la granja.

¿Y?, no logro comprender que pretenda el Peje con ese tipo de campaña. ¿Por?, porque rápido la perrada puede relacionar la campaña política con una novela de George Orwell escrita en 1945, que es una critica a los lideres rusos, Stalin y Lenin. Si no la haz leído, te va a gustar mucho, es un cuentito de apenas algunas páginas, sino lo piensas leer, aquí te lo medio platico.

En “rebelión en la granja”, un cerdo viejo y sabio tuvo un sueño que lo compartió con algunos otros cerdos, en donde los animales serían libres, donde el caballo no tendría que tirar del arado, donde no hubiese corrales ni cercas, que dispondrían todos de alimento en abundancia en cualquier tiempo del año, total, una maravilla de mundo. Pero este cerdo muere, cosa que conmocionó a toda la granja y los otros cerdos, amigos del cerdo visionario recientemente muerto, comenzaron a reunirse en secreto dentro de la granja.

Entonces, una vez entra el granjero al lugar donde se reunían los animales y descubre la conspiración. Rápido los animales se abalanzan en contra del granjero, y junto con su esposa, son expulsados de la granja.

Los cerdos asumen el poder, y son apoyados por un cuervo (que es la clase religiosa), por un caballo (clase trabajadora y conformista), y un burro (clase de intelectuales).

Los cerdos pronto se acostumbran a las comodidades, y se instalan en la casa de los granjeros (cosa que estaba antes prohibida y sigue prohibida para cualquier otro animal).

Los cerdos pretenden construir un molino, entonces, todos los animales deben cooperar. Los cerdos hacen trabajar más duro a todos los animales, en especial al caballo, quien a pesar de ya estar viejito, trabaja lo más duro que puede para terminar los distintos proyectos que le asignan los cerdos, con la promesa de tener una vejez digna y ya no tener que trabajar nunca más.

Luego los cerdos se dan cuenta que además de conseguir alimentos para los animales de la granja, también deben producir más alimento para poder venderlo o intercambiarlo con otros granjeros, a cambio de piezas para su molino, y esteee, lujos y alcohol para los cerdos.

Al final, los cerdos resultaron más explotadores y tiranos que los granjeros. Los animales terminaron peor, trabajaban más, andaban más hambreados, al pobre caballo se lo llevó el camión que fabricaba pegamento (no estoy seguro si los cerdos lo vendieron a la fabrica de pegamento).

Para colmo, los granjeros locales, admirados por las ganancias que obtenían los cerdos, pronto implementarían lo que los cerdos hicieron en sus propias granjas.

Ok, regresamos, si dice el Peje que pronto habrá una rebelión en la granja, entonces podemos asumir que él la está organizando, entonces, él sería como los cerdos.

Lo que el Peje nos promete se parece muchísimo a lo que los cerdos prometían.  Para fines prácticos, el Peje nos está diciendo que lo ayudemos a ganar la presidencia, y una vez ahí nos la va a dejar caer a todos, y a los más viejos los venderá para que los conviertan en pegamento.

Si con esta campaña pretende ganar la presidencia, definitivamente no creo que el Peje sea más inteligente que Peña Nieto.

Tecnología biomólecular alemana. ¡WoW!

Estaba escuchando en el radio (si, con la fodonga Simplemente Adriana), unos productos para mantenerte sanos y hasta revertir ciertas enfermedades.

¿Qué enfermedades?, la neta no recuerdo si especificaron alguna, era mucho parloteo que excedió mi corta memoria de pez.

El comercial comienza mencionando lo enfermo y gordo que estamos los de la perrada actualmente. Y culpan de forma directa a la alimentación, lo cual me suena lógico. Mencionan que ahora se usan muchos químicos, hormonas y medicamentos en los animales que nos comemos, los conservadores y colorantes en las comidas enlatadas.

Y tanto alimento “chatarra”, industrializado, causa que no nos estemos alimentando con productos de buena calidad, así que nuestro cuerpo, para mantenerse funcionando, no tendrá más opción que tomar moléculas chafas de alimentos, para formar colágeno chafa, neurotransmisores chafas, hormonas chafas, tejidos chafas, etc chafa, en general, todo chafa.

Y la fodonga cierra con que en su ranchito ellos comían sus verduritas casi casi directamente sacados de la tierra, (por algo se cree tan sana).

Espero que a ustedes, perrada hambrienta de conocimientos, les quede claro que los agregados químicos son casi casi promovidos por el mismísimo demonio para mantenernos enfermos, gordos y mensos, y así distraernos de nuestra alabación hacia papá Dios.

¡OHH SANTISIMO CIELO!, ¿cómo podremos salvarnos los que ya hemos comido tantos frutsis y gansitos?, me pregunté, para saber la respuesta me mantuve escuchando.

Pues el cuate menciona a unos seres de inteligencia superior, altamente civilizados, los cuales la mayoría de la perrada mexicana no conocemos porque están cruzando un océano. Estos seres superinteligentes son los Alemanes, los cuales han desarrollado una super tecnología biológica capaz de revertir todos los malos, ¡hasta el pie de atleta!, ¡y tu que creías que tus patas olerían por siempre a cheetos!.

Entonces, existe un aparato, casi mágico, que se llama “escanner interhisticial”. Algo así como que hace un barrido en lo que hay entre cada tejido. Con éste barrido, analizan a nivel molecular cada célula y así obtienen un listado de componentes que faltan. Podría ser que en la lista diga:

Para el líquido de la rodilla izquierda le faltan 3 moléculas de N-Acetilglucosamina, pero lo preocupante está en los pelitos de las orejas, a esos les faltan 200 moléculas de sulfato de colesterol (me refiero al colesterol bendito).

Ya sabemos que nos falta, ¿y ahora?, ¿cómo le haremos para que la glucosamina se vaya hacia nuestra rodilla, y que el sulfato se vaya hacia nuestros pelitos en las orejas.
¿Y si se van más móleculas de las que necesitamos?, ¿y si se van esas moléculas a donde no las necesitamos?. WOWOWOWOWOWOW, shhhhhhhhhhhh, peráte, acompáñame y sígueme leyendo.

Y es que con la información que les dio el escanner mágico alemán, ellos crean productos químicos con las cantidades exactas y mágicas que las meten en pastillitas para que nosotros la perrada, siendo tan torpes, de lo único que tengamos que preocuparnos sea en pagar con la tárjeta de crédito por énvase con 12 pastillitas (tome una cada 2 horas).

Pero aquí hay una paradoja, si los alimentos que consumimos son dañinos porque contiene “químicos”, ¿significa que también las pastillas sean perjudiciales para nosotros?.

La solución a esta paradoja es sencilla: “no son perjudiciales porque es tecnología biológica alemana”.